Giancarlo Fajardo

Doctor Giancarlo Fajardo

Doctor Giancarlo Fajardo

Doctor Giancarlo Fajardo es Médico de la Universidad de la Sabana con especialidad en dermatología de la Universidad Nacional de Colombia.

El doctor Giancarlo Fajardo, ofrece atención de enfermedades de la piel, uñas y cabello, rejuvenecimiento facial, aplicación de botox, rellenos y láser para rejuvenecimiento y cicatrices.

Enfermedades que trata

Acné, alergias, dermatitis, lunares, tumores, caída del cabello y hongos en las uñas.

Caída del cabello:

Puede afectar solo el cuero cabelludo o todo el cuerpo. Puede ser consecuencia de factores genéticos, cambios hormonales, una enfermedad o medicamentos. 

Cualquier persona puede tener caída del cabello, Sin embargo, es más común en los hombres.

La causa más frecuente es el factor genético junto con la edad. Algunas personas prefieren dejar que la calvicie siga su curso sin tratarla ni ocultarla. 

Otras pueden taparla con peinados, maquillaje, sombreros o bufandas. Incluso eligen tratamientos disponibles para evitar que continúe la caída del cabello y restaurar su crecimiento.

Las personas suelen perder unos 100 cabellos al día. Esto no suele causar que disminuya el cabello ya que, al mismo tiempo, crecen cabellos nuevos. 

La pérdida del cabello pasa cuando el ciclo de crecimiento y caída se ve afectado o cuando el folículo se destruye y es reemplazado con tejido cicatrizado.

Actualmente, se encuentran disponibles tratamientos eficaces para la caída del cabello, que puede revertir la caída, o al menos impedir su debilitamiento.

Los tratamientos incluyen medicamentos y cirugías para estimular el crecimiento del cabello y retrasar su caída.

Acné:

Es un problema de la piel en el que la grasa y las células muertas de la piel obstruyen los poros  y causan la formación de granos. 

Se diferencia de las espinillas comunes ya que surgen muchas espinillas y tiende a volverse recurrente. Es bastante común y la mayoría de las personas lo experimentan por lo menos una vez. 

Suele aparecer durante la adolescencia y va desapareciendo en la adultez. Puede causar cicatrices en la piel, pero en la mayoría de los casos no provoca problemas de salud a largo plazo.

Los síntomas típicos incluyen espinillas, quistes y nódulos. Estos pueden aparecer como puntos negros, puntos blancos, granos o bultos duros debajo de la piel. 

Suelen aparecen en la cara, aunque también en los hombros, la espalda, el pecho y otras partes del cuerpo. 

La piel que rodea estas espinillas a veces está irritada y dolorida. Con el tiempo, la piel comprometida puede ponerse oscura o pueden formarse cicatrices.

El tratamiento depende de su gravedad. Las medidas simples que se pueden tomar incluyen lavarse la cara y el cabello regularmente para eliminar el exceso de grasa, así como evitar cremas y cosméticos pesados. 

Dejar de fumar suele aliviar los síntomas. Sin embargo, apretar las espinillas puede obstruir aún más los poros y provocar el empeoramiento del acné. 

Algunas mujeres descubren que el acné está relacionado con su ciclo menstrual y se controla cuando toman píldoras anticonceptivas. 

Se pueden recomendar otros tratamientos que incluyen fototerapia,  laserterapia, jabones medicados, peeling facial, medicamentos orales y, si hay infección bacteriana, antibióticos. 

Además, seguir una dieta sana que incluya granos integrales y frutas y verduras frescas puede ayudar a aliviar los síntomas del acné.

Tratamientos que realiza

Botox, peelings, ácido hialurónico para aumento de labios, eliminación de arrugas y ojeras, aplicación de estimulantes para rejuvenecimiento facial, microagujas para manchas, tratamiento despigmentante de axilas y zonas íntimas y tratamiento de estrías.

Botox:

Es una neurotoxina que, pese a ser liberada una enfermedad que provoca parálisis muscular, se usa con fines médicos para tratar algunas enfermedades neurológicas y en medicina estética.

Al inyectar botox en la piel, éste relaja los músculos para disminuir la contracción. Esto hace que se genere una parálisis. Por eso se utiliza en cosmética para frenar la aparición de arrugas. 

La técnica consiste en la aplicación mediante una aguja  muy fina, en el músculo que se desea tratar, produciendo su relajación y evitando el movimiento del mismo. 

De ahí que su aplicación fundamental en estética sea el tratamiento de las arrugas de expresión, es decir en la frente, alrededor de los labios o el contorno de los ojos.

Es muy importante que este tratamiento sea aplicado por un especialista, ya que un pinchazo con botox en el lugar equivocado puede generar una expresión no deseada.

Deja una respuesta

Recuerda indicar tu puntuación con estrellas

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *